Decálogo del vino

En Vintae siempre hemos huido del esnobismo que rodea al mundo del vino para tratar de convertirlo en una bebida fácil de entender y disfrutar. Algo que llevamos grabado a fuego y que hemos recogido en nuestro “Decálogo del Vino”:

El vino es una bebida universal, no se necesita ser un experto para disfrutarlo.

El objetivo de todos los que elaboramos es contagiar nuestra pasión por el vino cada día a más personas, por muy lejos que estén.

Toda botella de vino debe contar la historia del lugar que lo ha visto nacer.

El vino es otra forma de viajar, de descubrir el paisaje, las tradiciones y la cultura de una región.

Un viñedo nunca está demasiado lejos. Salir a explorar nuevos lugares es esencial para seguir creando nuevos vinos.

Existen multitud de viñedos perdidos, escondidos o abandonados esperando a ser redescubiertos para ofrecernos vinos únicos.

Cada región tiene su propia forma de honrar el vino. Respetarla y confiar en los viticultores de cada lugar es fundamental para reflejar su autenticidad.

La naturaleza es la mejor enóloga. Nadie mejor que ella conoce el ritmo y los ciclos que requiere la uva para darnos lo mejor de sí en cada cosecha.

La sostenibilidad y el respeto al medioambiente es nuestra mayor responsabilidad. Si queremos que la tierra nos siga dando grandes alegrías debemos cuidarla con el mismo cariño que ella nos cuida a nosotros.

El secreto para seguir creando vinos sorprendentes es no dejar nunca de soñar con hacerlos realidad.

¿Eres mayor de 18 años?

Para garantizar que nuestros vinos se disfrutan de forma responsable debemos confirmar que eres mayor de edad para comprar y consumir alcohol en tu país de residencia. De no existir una legislación al respecto sobre este tema, debes ser mayor de 18 años.